Sola

 

Estás sola.

Estás sola

rodeada de mucha gente.

 

Un trineo cargado de melancolía

llega a tu mente

tirado por los perros

de la incomprensión.

 

Las lágrimas que salen

de tus ojos

descienden por mis mejillas.

El cuchillo que habita

clavado en tu espalda

desgarra mi corazón.

 

Te veo a través de las tinieblas

y ya no nadan las sonrisas

en los lagos de tus ojos,

ya no vuelan los pájaros

en el cielo de tu ilusión.

 

Expones

cansancio e indiferencia

en la galería de tu rostro.

Intentas cerrar la herida

que crece en tu memoria;

 

una aguja gigante

atraviesa el dedal

 

y sangra mi dedo.

 

(Tomado del libro Después de todo)

Versión manuscrita


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: